FANDOM


Aviso Importante La información de esta página es parte de una historia ucrónica, por favor, no la tomes en serio ni la uses como referencia. Si quieres conocer la realidad, visita el artículo correspondiente en Wikipedia.

Casa de Luzárraga

La Casa de Luzárraga, también conocida como Banco de Luzárraga es una compañia multinacional guayasense dedicada a la banca de inversión y controlada por la familia Luzárraga. Constituye la empresa más grande de su tipo en el país y una de las más importantes del continente, conociendose que asesora y financia a Gobiernos como los de Ecuador, Perú, Cauca, Yucatán, y Acre.

Historia Editar

La Casa de Luzárraga constituye la institución financiera más antigua del país, fundada en 1849 por Manuel Antonio de Luzárraga y Echezuria, prócer de la Independencia ecuatoriana, respetado militar y hábil comerciante. Nació bajo la denominación de Banco de Descuento de Manuel Antonio de Luzárraga y en sus inicios se encontraba únicamente en la ciudad de Guayaquil.

Desde su nacimiento se convirtió en la principal financista interna de la monarquía en el país, al menos hasta las apariciones del Banco del Guayas en 1863, y el Banco de Quito en 1865. Sus principales préstamos al Estado estaban relacionados con la construcción de ferrocarriles y la modernización del sistema educativo, así como de otras instituciones como el Ejército.

Participación en la Fiebre de la Quinina Editar

El primer polo de expansión de la Casa de Luzárraga fuera de Guayaquil fue la región de Austrasia, que por entonces vivía la llamada Fiebre de la Quinina, caracterizada por la explotación del árbol de la Quina, de cuya corteza se extrae el alcaloide que se usó en la industria farmacéutica para tratar la malaria y otras enfermedades tropicales.

En 1850 Gobierno necesitaba financiamiento para industrializar la producción y domesticación de la planta, que se concentraba en las provincias de Loja y Azuay, y la Casa de Luzárraga se encargó de proveer el dinero necesario. Así mismo, tras abrir sucursales en las ciudades de Loja y Cuenca, se convirtió en la prestamista de los grandes hacendados quineros del sur del país. Inclusive actuó como socio capitalista de la Compañía de Ferrocarriles del Sur, que construyó varias líneas ferroviarias en las provincias de Loja y Bracamoros.

La industria de la Quinina se mantuvo en auge hasta la década de 1880, y pese a la independencia de Guayas sucedida en 1877, la Casa de Luzárraga monopolizaba los créditos relacionados con la misma a pesar del aparecimiento de otras instituciones como el Banco del Azuay, el Banco de Crédito del Sur y el Banco de Bracamoros. Su concentración en la Quinina le significó una menor participación en el financiamiento del Gran Cacao (1856-1896), que fue aprovechado por el Banco del Guayas y el Banco de Quito.

El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.